Estabilización de suelos. Control de ejecución

De Wikivia

Share/Save/Bookmark

Concepto

Durante la ejecución de la estabilización, se desecharán los suelos que, a simple vista, presenten restos de tierra vegetal, materia orgánica o tamaños superiores al máximo admisible. Además, se tomarán dos muestras de suelo antes de su mezcla con el conglomerante, una por la mañana y otra por la tarde, y se determinará la humedad natural sobre ellas.

Durante la ejecución también deberá realizarse un control sobre la disgregación y la distribución del conglomerante. La eficacia de la disgregación se comprobará pasando la disgregadora sin mezclar con el conglomerante del orden de 20 m una vez al día, considerando que se mantienen los resultados de eficacia de disgregación mientras no cambie el tipo de suelo o el contenido de humedad de forma significativa y se mantenga la velocidad de avance y la velocidad del rotor del equipo de disgregación. Esta comprobación podría ver reducida su frecuencia si se observa que la eficacia de disgregación es correcta y no cambia de unos días a otros.

En cuanto a la distribución de conglomerante, se deberá controlar el funcionamiento de las boquillas de inyección de la lechada, así como controlar diariamente el consumo efectivo de conglomerante, con la información proporcionada por el equipo para el control del volumen de lechada añadido. Si la distribución de conglomerante se realizara en seco, la dotación de cal o cemento se comprobará mediante el pesaje de bandejas metálicas colocadas sobre la superficie.

Se considerará como lote el menor que resulte de aplicar a una sola capa de suelo estabilizado los siguientes criterios:

  • 500 m de calzada.
  • 3.500 m2 de calzada.
  • La fracción construida diariamente.
  • La fracción construida con el mismo material, de la misma procedencia y con el mismo equipo y procedimiento de ejecución.

Para cada uno de estos lotes así definidos, que se considerarán lotes de recepción en el control de unidad terminada, se tomarán 5 muestras de suelo recién mezclado con cal o cemento de forma aleatoria, confeccionándose las probetas para el ensayo correspondiente con la densidad exigida en obra, determinándose sobre ellas el Indice CBR a 7 días para suelos S-EST1 y S-EST2, o la resistencia a compresión simple para los suelos S-EST3.
También se realizará un Ensayo Proctor modificado de la mezcla por cada 10.000 m3 de suelo estabilizado in situ, o una vez a la semana, si no se estabiliza esa cantidad de suelo en ese tiempo.

Si en los ensayos realizados en el control de procedencia de los materiales, el suelo original hubiese presentado colapso o hinchamiento, se realizaría un Ensayo de colapso y un Ensayo de hinchamiento, por cada 45.000 m3 de suelo estabilizado in situ, o una vez al mes, si se estabilizara una cantidad menor.

Por su parte, el Director de Obra podrá reducir la frecuencia de ensayos a la mitad si considerase que los materiales son suficientemente homogéneos, o si en el control de recepción de la unidad terminada se hubieran aprobado 10 lotes consecutivos.

Por cada lote de los definidos anteriormente se realizarán determinaciones de humedad y de densidad en emplazamientos aleatorios, con una frecuencia mínima de 7 por cada uno de los lotes. Si no se utilizasen para estas determinaciones los métodos recogidos en las normas UNE 103300 y UNE 103503, los nuevos métodos deberán haber sido contrastados y calibrados en la realización del tramo de prueba. En caso de que las densidades obtenidas fuesen inferiores a las especificadas se proseguirá el proceso de compactación hasta alcanzar los valores prescritos, lo que sólo sería posible en el caso de las estabilizaciones con cemento si se estuviera dentro del plazo de trabajabilidad.

Por otro lado, durante la ejecución de las obras, se comprobará con la frecuencia necesaria:

  • La temperatura y la humedad relativa del aire mediante un termohigrógrafo registrador.
  • El espesor estabilizado, mediante un punzón graduado u otro procedimiento aprobado por el Director de Obra.
  • La humedad del suelo mediante un procedimiento aprobado por el Director de Obra.
  • La composición y forma de actuación del equipo utilizado en la ejecución de la estabilización, verificando:

     - Que el número y el tipo de los equipos sean los aprobados.
     - En su caso, el funcionamiento de los dispositivos de disgregación, humectación, limpieza y protección.
     - El lastre y el peso total de los compactadores.
     - La presión de inflado en los compactadores de neumáticos.
     - La frecuencia y la amplitud en los compactadores vibratorios.
     - El número de pasadas de cada equipo, especialmente de los compactadores.

En el riego de curado se realizará como mínimo un control diario de la dotación de emulsión bituminosa y, en su caso, del árido de cobertura.


Véase también


Herramientas personales
Proyecto realizado por:
Asociación Española de la Carretera
proy. TSI-070100-2008-50
financiado por:
Ministerio de Industria Turismo y Comercio
IV Edicin del "Premio Internacional a la Innovacin en Carretera Juan Antonio Fernandez del Campo"